El Mirador de San Nicolás en el Albaicín (Granada)


Mirador de San Nicolás en el Albaicín con la Alhambra de Granada, Sierra Nevada y la vera de Granada al fondo.

El Mirador de San Nicolás se encuentra en Granada, en el barrio del Albaicín (o Albayzín) y desde el mismo se divisan unas inmejorables vistas de la Alhambra de Granada con Sierra Nevada y la Vega de Granada al fondo.

El mirador está en la Plaza de San Nicolás y junto a la Iglesia del mismo nombre.

Letrero de la Plaza Mirador de San Nicolás en el Albaicín, Granada.

Cuando Bill Clinton visitó la ciudad afirmó que, desde el Mirador de San Nicolás se puede contemplar “la puesta de sol más bella del mundo”. Y tenía razón. Mucha razón.

Mirador de San Nicolás, Albaicín, Granada.

En el mirador te encontrarás todo tipo de gente: extranjeros de mil y una nacionalidades, hippies modernos, cantaores flamencos, vendedores de artesanía y muchos bohemios.

Cantaor flamenco y turistas en el Mirador de San Nicolás, Albaicín, Granada.

Algunos se lanzan a cantar, mientras los demás pasean, dan palmas o se pierden en el caluroso y festivo ambiente.

Cantaor flamenco tocando la guitarra en el Mirador de San Nicolás, Albaicín, Granada.

De repente, un niño se arranca a bailar flamenco y taconear (de forma espontánea y para arrancar unos aplausos al improvisado público presente).

Las vistas de la Alhambra son imponentes, impagables, imposibles.

Los vendedores muestran su artesanía con sobrada tranquilidad  -como si no les importara venderla-. El tiempo corre tan lento que se puede tocar con las manos.

Artesano en el Mirador de San Nicolás, Albaicín, Granada.

Suele estar lleno de gente pero, si buscas bien, acababas encontrando un hueco.

Mujer de perfil en el Mirador de San Nicolás, Albaicín, Granada.

El mirador apenas tiene iluminación nocturna, lo que incrementa el ambiente semimágico del lugar.

Vendedor de orfebrería en el Mirador de San Nicolas, Albaicín, Granada.

En el Mirador de San Nicolás puedes estar un minuto, una hora o toda la tarde. Los relojes pierden su validez en éste reino etéreo.

Iglesia de San Nicolás en la Plaza de San Nicolás en el Albaicín, Granada.

En la misma plaza podemos ver la iglesia de San Nicolás, construida en el siglo XVI y de estilo mudéjar.

Ábside de la Iglesia de San Nicolás, Albaicín, Granada.

La Iglesia está cerrada al público y en reconstrucción.

Junto a la plaza está la Mezquita Mayor de Granada, la primera mezquita construida en Granada desde 1.492, cuando la ciudad fue tomada por los Reyes Católicos y Boabdil “lloró como una mujer, lo que no supo defender como un hombre”.

Un último consejo: si vas al Mirador de San Nicolás, no vayas con prisas, no mires el reloj, no preguntes la hora.

Os dejo un enlace de Youtube, grabado por mi mismo, donde podéis ver el ambiente festivo del Mirador de San Nicolás en una tarde cualquiera:

INFORMACIÓN PRÁCTICA

  • ¿Cómo ir? Al mirador se llega escalando estrechas y laberínticas calles desde el Paseo de los tristes o, para los más cómodos, cogiendo el minibús de la línea 31 (dicho sea de paso, coger un minibús en el Albaicín y deleitarse con la pericia de los conductores, es una experiencia muy recomendable).
  • ¿Dónde comer cerca? Si quieres comer por la zona, una recomendación (hecha por una lectora de El hombre que viaja): El Huerto de Juan Ranas. Gastronomía tradicional andaluza, salón con arcos mudéjares, celosías y terraza con vistas a la Alhambra. También puedes comer en El Balcón de San Nicolás o en el restaurante Estrellas de San Nicolás.
  • Entrada gratuita. No hay horarios de apertura y cierre.
  • Localización: Abajo la ubicación exacta en Google Maps.

2 Comments

  • ¡Menudo ambientado! Bien merece una visita sin prisas para desconectar y disfrutar un buen rato de la gente y de esas increíbles vistas.

    • Javier dice:

      Pues sí, Ana, el mirador de San Nicolás es un lugar en el que siempre hay ambiente, a cualquier hora y cualquier día. Además un ambiente que surge espontáneo, sin necesidad de provocarlo. Si no has estado te lo recomiendo fervorosamente. Te recomiendo que vayas con tranquilidad, sin prisas y estés allí todo el tiempo que te apetezca, que te sientes en el suelo, que hables con algún artista callejero, cualquier cosa. Un saludo y gracias por tu comentario.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *