Visitar el casco antiguo de Altea

Altea es un pueblo de la provincia de Alicante (España) en la comarca de la Marina Baja. Pertenece a la Comunidad valenciana. Está ubicado en la costa del Mar Mediterráneo, al norte de Benidorm y al sur de Calpe. Se ubica en la Costa Blanca. Es conocida como la “Cúpula del Mediterráneo”.

El casco antiguo de Altea en Alicante (España)

Su casco antiguo es una encrucijada de encantadoras callejuelas, plazas, puertas y ventanas.

El casco antiguo de Altea en Alicante (España)

Perderse por el centro de Altea es algo muy agradable. Hablo de “perderse”, no de pasear o visitar. En mi humilde opinión, para conocer el casco antiguo de Altea, lo mejor es deambular por sus calles sin una dirección definida, sin un plan preconcebido.

El casco antiguo de Altea en Alicante (España)

Tiene unos 25.000 habitantes, de los cuales, casi el 40% son extranjeros. Es, por tanto, una localidad muy apreciada por los foráneos.

Puerta. El casco antiguo de Altea en Alicante (España)

El casco antiguo pivota sobre la Plaza de la Iglesia donde se alza la Iglesia de Nuestra Señora del Consuelo cuyas dos cúpulas de tejas azules constituyen el emblema de Altea.

El blanco es el color de Altea. Todo toma sentido en contraste con el blanco de las casas y el blanco de las calles.

Se pueden ver pintores en varios lugares del pueblo intentando captar con su lienzo la indudable belleza del lugar.

Altea es un pueblo pegado al mar. Si alzas la vista sobre sus tejados el Mar Mediterráneo se deja ver sin complejos.

Si observas con detenimiento verás elegantes y cuidados detalles.

Mosaico.

Azulejos policromados o puertas decoradas.

Puerta.

En tu camino te encontrarás multitud de tiendas y restaurantes con encanto. Si te gusta la artesanía, la orfebrería o la comida mediterránea, no te faltarán lugares de interés.

Son muchos los artistas y artesanos que han venido a buscar la calidez y sosiego de Altea.

No hay que ser Van Gogh, Rembrandt o Picasso para apreciar la sensualidad del paisaje urbano.

Altea hunde sus raíces en la historia. Se han encontrado vestigios romanos en la zona. Siglos más tarde perteneció (en tiempos del dominio musulmán) a la taifa de Denia. Fue conquistada en el siglo XIII por Jaime I de Aragón, el conocido como Conquistador”. Ya en el siglo XVIII tuvo un importante auge pesquero, agrícola y comercial que desembocó en un aumento de su población.

Pasear por su casco viejo te pueda dar, además, una idea de lo que era el Mediterráneo siglos atrás.

Si quieres visitar el casco antiguo de Altea lo mejor es dejar el coche en el parking del Palau de Altea y, desde allí, ir andando hasta el centro (llegarás en 5 minutos).

La visita al casco antiguo de Altea no te defraudará. Es más, avivará tus sentidos.

2 Comments

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *